fbpx
miércoles, octubre 5, 2022
No menu items!

Olores son amores

Otras noticias

Argos, de la casa de Ulises

Apenas escucho el tintineo de las llaves del carro, paro las orejas, alzo la cabeza  y salgo disparado hacia la puerta. ¡Vamos a la calle! Me da igual si es a un mandado, un paseo, o un vueltín.

Brinco al asiento del copiloto. Rasco. Jadeo. Para que me abran la ventanilla; me levanto en dos patas -como un humano- y apoyo las otras en el marco de portezuela para sacar la cabeza y oler el mundo, ¡aaahhh!, un torbellino de sensaciones pasa por mi nariz.

Entrecierro los ojos para que mis 300 millones de células olfativas -nada que ver con los cinco millones de un sapiens- aspiren los olores y una pirotecnia de imágenes iluminen mi cerebro y vea lo que ningún ojo humano es capaz de percibir con su envidiable mirada.

Solo para enchilar a Mi Amigo le ladro que mientras él puede percibir si el café del desayuno tiene una cucharadita de azúcar; yo detecto esa misma cantidad diluida en unos cuatro millones de litros de agua, algo así como un par de piscinas olímpicas llenas.

Y eso que no soy un Golden Retriever, menos un Pastor Belga Malinois o un Beagle, por citar a tres paisanos ubicados en el top ten de los mejores olfatos caninos del planeta.

De todos mis sentidos, solo el oído compite con mi capacidad para oler; y no solo aromas actuales, si no que puedo recordar el olor de Mi Amigo cuando este era un niño, con solo que me coloquen un objeto que él haya tocado en aquel momento.

Cuando salimos a caminar parezco una aspiradora; podría ladrar que olfateo en tres dimensiones, porque cada orificio de mi nariz actúa de manera separada; por uno puedo oler y por el otro respirar.

Puede que los humanos no comprendan por qué me detengo junto a un árbol y olisqueó a su alrededor; así percibo quién estuvo ahí y orino para dejar mi huella odorosa a los que vienen detrás.

Mi Amigo es el olor que emana, así lo reconozco, por más que se crea muy listo y se esconda detrás de un muro. Tengo una imagen “visual” de él, y puedo reconstruir toda su jornada diaria, con solo aspirar su piel, su ropa, los objetos que toca.

Para que caigan patidifusos, les ladro que en la pandemia, la asociación británica Medical Detection Dogs, demostró que los caninos podemos identificar el olor de la COVID 19 con un 94 % de precisión. La prueba de antígeno solo alcanza el 77%.

Igual puedo captar enfermedades como epilepsia, diabetes, cáncer y los cambios emocionales.

Quienes nos cuidan deben proteger nuestra delicada nariz, sobre todo de olores fuertes, o golpes, o estar pendientes de si está seca o nos sale algún líquido extraño. El sol nos afecta mucho; al igual que los humanos podemos quemarnos.

Por dicha mi nariz está sana, así puedo percibir  el olor de la tierra fresca, los verdes prados, las flores y las estrellas que titilan en mis sueños.

- Publicidad -spot_img

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img
Últimas Noticias

Judge rompe récord de jonrones en la Liga Americana con 62

El toletero Aaron Judge rompió el récord de jonrones en la Liga Americana este martes al conectar su número 62 en el partido que sus Yankees perdieron 3x2 ante los anfitriones Rangers de Texas, en un segundo juego de una doble cartelera.
- Publicidad -spot_img

Más noticias

- Publicidad -spot_img